El Zumo Verde que está de moda en las dietas.

Cada día la tendencia hacia lo verde, lo natural, lo ecológico y lo saludable es mayor. Por esa razón el zumo verde ha ganado un importante protagonismo en la actualidad, pues se trata de una bebida muy nutritiva que nos aporta una gran cantidad de vitaminas, minerales y aminoácidos que nos proporcionan la energía necesaria para enfrentar el día.

Llevar una dieta saludable es indispensable para mantener nuestro cuerpo en buen estado; sin embargo, es importante acompañar los alimentos equilibrados que consumimos con un buen zumo verde para complementar nuestros nutrientes.

Por lo general, los expertos en nutrición recomiendan beber el zumo verde temprano por la mañana, si es posible en ayunas, debido a que es una mezcla de ingredientes con alto contenido nutricional. Debe tomarse despacio, en especial si la persona sufre de problemas digestivos.

Beneficios del zumo verde.

  • Aun cuando llevemos una dieta sana es algo que no basta para mantener nuestro cuerpo libre de las toxinas propias del medio ambiente en el que nos desenvolvemos hoy en día. Tomar zumo verde todos los días nos garantiza una limpieza permanente de todo nuestro organismo, estimulándolo para que funcione de forma adecuada.
  • Junto a ello, existen varios tipos de zumos, los cuales se preparan dependiendo de la necesidad de las personas; por ejemplo, algunos son antiinflamatorios, otros refuerzan nuestro sistema inmunológico, otros aportan energía… en fin… dichas propiedades se las aportan precisamente los ingredientes que se usen en su preparación.
  • La mayoría de las frutas y verduras verdes poseen alto contenido de clorofila, la cual ejerce diversos beneficios como: activar el metabolismo, aportar energía, fortalecer el sistema circulatorio, nutrir y fortalecer el sistema digestivo.
  • Casi todos los vegetales y frutas verdes tienen grandes propiedades antioxidantes, por lo que el consumo de zumo verde garantiza el buen estado de los tejidos corporales, frenando el proceso de envejecimiento y previniendo la aparición de arrugas profundas.
  • La clorofila que contienen los vegetales verdes ayuda a generar hemoglobina, lo que se traduce en mayor oxigenación sanguínea.
  • Aun cuando la fibra es baja en el zumo verde, es un alimento muy importante para garantizar el buen funcionamiento de nuestro sistema digestivo, por lo que previene el estreñimiento.

¿Cómo preparar un zumo verde?

Lo primero que debes saber antes de animarte a preparar un zumo verde son los ingredientes que contienen, tales como:

Frutas: puedes elegir entre manzana, acerola, plátano, coco, limón, arándanos, acaí, ciruelas, mango, granada, piña y kiwis.

Frutos secos: entre los que se encuentran las nueces, las bayas de goji, las almendras y las dátiles.

Hortaliza verde:  puedes elegir entre té verde, apio, rúcula, acelgas, remolacha, hojas de zanahoria, canónigos, perejil, té matcha, endibias, esxarola y col rizada o kale.

Superalimentos: granos como el polen; levadura de cerveza; polvos como Espirulina, Chorella, cacao puro, germinado de trigo, cúrcuma, germinado de cebada, maca, jengibre y lúcuma; germinados como el brócolo, la alfalfa y el fenogreco; semillas de chía, lino y sésamo; setas como la chaga, el shiitake, el maitake y el reishi, así como hierbas aromáticas entre hinojo, menta, hierba luisa y equinácea.

Para prepararlo solo debes mezclar una pieza de fruta, una rama o manojo de hortaliza, una cucharada de superalimento, un vaso de agua o agua de coco y si quieres endulzar usa edulcorante natural como la miel.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *